Cuba penalizará el consumo excesivo de agua

El Consejo de Ministros de Cuba aprobó un nuevo sistema tarifario para el cobro de los servicios de abasto de agua y saneamiento, que penalizará el sobreconsumo de ese líquido en el sector público y productivo de la IslaSegún explicó el presidente del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos, Antonio Rodríguez Rodríguez, el sistema se implementará de manera progresiva a partir del año próximo y comenzará por el sector productivo y de servicios, luego el público presupuestado y finalmente llegará a la población.

“El nuevo sistema se encamina a corregir vacíos normativos asociados a modalidades de abasto y servicio a la población, como la limpieza de fosas, el suministro por carros cisternas, el agua desalinizada y las desobstrucciones en interiores”, dijo Rodríguez en el marco de la reunión ministerial, presidida por Miguel Díaz-Canel.

Con la nueva normativa, el sector doméstico no metrado se mantendrá con la tarifa de cargo fijo que en estos momentos se aplica para el cobro del abasto de agua; o sea, hasta un consumo de 4.5 metros cúbicos mensual por habitante.

Para el sector público presupuestado, donde predomina la tendencia al sobreconsumo, la propuesta conserva el precio actual “cuando el consumo está dentro de la norma aprobada y se penalizará si la sobrepasa”.

En el ramo productivo y de servicios se incrementa también la penalización del consumo por encima de la norma, “porque lo aplicado hasta ahora no ha demostrado rigor como mecanismo indirecto de ahorro”, señaló el alto dirigente.

La tarifa para este último sector no distingue entre personas jurídicas y naturales que prestan servicios o producen bienes, pero se ha clasificado en varios grupos: instalaciones hoteleras, comerciales, de servicios y oficinas; industrias u otros procesos productivos; riego de áreas verdes, huertos o parcelas agrícolas y campos de golf; así como embarcaciones.

“El nuevo sistema tiene como prioridad la aprobación de las tarifas para los servicios que hoy no tienen, así como todas las del sector productivo”, añadió Rodríguez.

Desde el segundo semestre de 2019, indicó, se implementarán tarifas preventivas como “método educativo”, con el objetivo de que tanto las entidades como la población vayan conociendo la facturación que podrán tener luego de que se aplique la medida.

Díaz-Canel precisó, por su parte, que se trata de ordenar el sistema de distribución de agua y su cobro, lo cual permite que se ahorre este recurso vital. Asimismo, llamó la atención sobre “el hábito extendido de derrochar el agua, sin conciencia del gasto”.

“La aplicación del nuevo sistema de medidas tiene que ir acompañado de una mejoría en el servicio, lo que incluye un abasto superior, el metraje, la eliminación de salideros y la solución a la falta de herrajes”, precisó.

En el Consejo de Ministros también se abordaron otros asuntos vitales para el desarrollo del país, como el desempeño de las exportaciones y la inversión extranjera, el perfeccionamiento del sistema nacional de autoría y el comportamiento del plan de la economía al cierre de enero.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SÍGUENOS @llamacuba